Mostrando entradas con la etiqueta Etiquetas: Opinión. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Etiquetas: Opinión. Mostrar todas las entradas

Hasta Javier tiene que ser políticamente correcto

Hace tiempo que Javier esta raro. Así es Javier, me digo. Lleva un tiempo que cuando viene de de su venta de abalorios en un hotel cercano, a pesar de hacerle señales para que se acercara por mi mesa, pasaba de largo, eso si, saludando con movimientos de su mano, pero también, cosa rara, sin dar una sola voz de las típicas en él.
Hace unos días que ni lo veo pasar y ya la cosa me escama más. Pasará mas tarde, pero no, aguanto hasta bastante entrada la noche y no. De hoy no pasa, me llego por su casa a saber de él.
Javier estaba sentado en su porche en su típica postura de los pies sobre la pared.
Javier, coño, me tienes preocupado, ¿te pasa algo?
La policía me echó, dándome tres minutos para que lo hiciera
Seria larga la historia. Javier lleva en este lugar más de veinte años, pero un día le cayó mal a uno de los dueños del hotel, en concreto a Simón. Un tío con el pelo rasta, que vende con grandes aspavientos, y que pone su mercancía sobre una bolsa negra de basura, no es buena imagen para el hotel, así que da ordenes a sus guardas de seguridad para que lo echen. Le explican que en Costa Rica la playa es de todos y es allí donde tiene su industria. El hijoputa español(los españoles en Hispanoamérica tenemos fama de tales y cada vez lo comprendo mas), no puede aceptar que un desgraciado pueda con uno de los dueños de un emporio hotelero, así que recurre a su accesoria jurídica. Javier no tiene patente (algo así como permiso de venta ambulante pero que solo sirve para un lugar en concreto). No es mucho lo que tarda en aparecer, no los guardias de seguridad, sino la policía, y lo echan. Javier que es muy pacifico pero a cabezón no le gana nadie, se saca la patente y sigue vendiendo en la playa del dichoso hotel.
Simón no concibe que un desgraciado como Javier pueda con él, así que la siguiente vez que aparece por estos lares le dice al responsable del hotel que haga lo que sea pero que no quiere verlo. El gerente ve peligrar su cargo, y llega a un trato con Javier: te doy… dólares por cada día que este Simón por aquí y no aparezcas. Javier encantado, es mas de lo que gana en un día normal, así que deseando que el hijoputa aparezca.
Hace nueve días se dejo caer por aquí, el gerente ha cambiado y no sabía la táctica del anterior así que llama directamente a la policía, con la mala suerte de que se encontraba sin patente.
Otra aclaración. Esta vez no un hijoputa sino una ... india, y para nada es racismo, sino que es india de verdad, y eso no quita para que lo sea, le saca a Javier hasta la cerilla de las orejas. Me es difícil comprender como sobrevive.
No se como lo hará, pero hasta que no pague la patente, el sabe que no puede volver.
Lo curioso del caso es que Javier no es el único vendedor ambulante que hay frente a esa mierda de hotel; que yo sepa al menos hay cinco nicas, que aparte de no tener patente están mas ilegales que la colombiana. El por qué la policía solo va en su busca, no lo entiendo, o lo dicho, Javier no es una persona políticamente correcta para el hijoputa Simón y la policía obedece ordenes extrañas, sin cumplir la ley.

Otrosí: Todos los días son de aprender. Hace unos días comí mango verde con sal. ¡Vaya cosa rica! Pues bien esta tarde veo a una niña que pasaba junto a mi mesa vendiendo unas bolsas de fruta [un rojo (mil colones) mas de un kilo], pregunto que clase de fruta es y me dicen que guayabas (a mi madre le encantaban). 
Pero vamos a ver si están más verdes que la hostia
Es así como están ricas
Compro una bolsa y las pruebo, ni siquiera con sal. Repito, ¡riquísimas! Lo que no se si esta noche despertare con un terrible dolor de barriga.


Búsqueda en Google de:  



El perro más desgraciado del mundo


Desde Barcelona a Montevideo, pasando por otros lugares de este alejado planeta, me llegan sugerencias de que siga escribiendo, y no retomo el teclado por ellas (con perdón), sino por seguir con una costumbre que adquirí en un momento bastante desagradable de mi vida y en la que encontré muy buenas satisfacciones, y sin pretenderlo, me puso en contacto con una serie de personas, muy especiales todas ellas, y a las que tengo bastante que agradecerles.
También es verdad que rehúyo de las obligaciones y no quiero que esta lo sea. Escribo porque me gusta, pero sin marcarme el día y la hora en que tengo que hacerlo.
La razón de no haber escrito, al menos con la asiduidad con que lo he hecho hasta ahora es muy simple: estoy en una nube de la que no me quiero bajar porque desde ella observo a otra muy distante y negra y no precisamente porque las condiciones atmosferitas sean las adecuadas para tal no color, sino porque no ha conocido el arco iris, y le cuesta reconocer que puede entra en la gama cromática.
Temas para escribir me sobran; desde mandar a tomar por el culo a Blogger, por no advertir que las imágenes de blog las conserva en Picasa, con lo cual y debido a mi manía de hacer desaparecer todo lo que no considero útil, se me han evaporado la gran mayoría del mío (he visto el pretexto perfecto para evaporarlo por completo), contar la ultima crisis amorosa de Helena (la canadiense) con More (el negro/Jorge), el dilucidar, mientras escribo por supuesto, el por qué para algunos es una obligación afeitarse el vello facial y no el púbico, hablar sobre las fiestas de Cóbano, mi capitá, hasta escribir sobre el perro mas vagabundo que he conocido; pero no, hoy le ha tocado a su congénere mas desgraciado.
El perrillo, así lo llamo desde nuestro primer contacto, es desgraciado pero no tonto. No fue solo a mi al que solo verme empezó a hacerme fiestas, lo hacia con todos los gringos, lo que demuestra que no hay mucha diferencia entre los humanos y los perrunos ticos (todos los humanos de este lugar que no me conocen y quieren entablar conversación conmigo lo hacen en ingles) y pienso que el razonamiento del perro es bien simple: estos hijos de puta no solo no me pegan patadas, sino que encima me acarician.
Mi playa esta situada cien metros al sur de donde vivo (en este país todo esta situado cien metros al sur de algo) y en mi desplazamiento hacia a la misma tenia que pasar por su morada, donde me esperaba y me hacia sus consabidas fiestas. Me acompañaba una cierta distancia, pero al llegar al territorio de la perra malafollá del rentacar de cuadras y jet acuáticas, su miedo era superior a mis caricias, así que con cara de pena estaba un rato observándome mientras desaparecía. Un día me propuse que pasara, no solo enfrentándome a la puñetera perra, sino que tuve que llevarlo casi a rastras. No fue el único territorio enemigo que tuvo que cruzar, por lo que tampoco fue el primer día que me lo propuse el que me acompaño a mi destino final, pero el que la sigue la consigue y el pobre perrillo un día descubrió el mar. Alucinaba. Ni que decir tiene que me esperaba hasta volver. Era demasiado el terreno hostil el que tenia que recorrer él solo.
Que recibía patadas, era cosa segura.
Una tarde vi que no me esperaba, por lo que pensé algo malo le había ocurrido y en poco me equivoqué. Pregunté y me informaron que un carro lo había atropellado. Sobrevivió aunque cojo perdido.
Yo daba por seguro que solo los humanos éramos la única especie que tropezaba dos veces en la misma piedra, pero no, al pobre perrillo lo volvió a atropellar otro carro.
Con las dos patas de estribor jodidas y la trompa maltrecha, me seguía acompañando, y a la vuelta lo hacia hasta mi casa. Se lo agradecía echándole una salchicha o similar, pero pronto comprendí que la cosa no me era muy rentable, por lo que le compre un saco de pienso. Si alucinó con la vista de la bahía, con su cacharro de pienso, ya no se lo acababa de creer; me miraba como preguntándome: ¿de verdad me puedo comer esto y no me pegaras por hacerlo?
El perro ya era mío, aunque no había quien le quitara sus escapadas. Era feliz siendo un perro realengo.
Primer inconveniente para nuestra convivencia: jamás he visto a un perro tan lleno de reznos.
Lávalo con este champú, pero después lo enjuaga bien.
Ni caso; lo lave con él y no lo enjuagué. O bien la garrapatas bajo los efectos del champú o el champú en si, debían de picarle bien, porque las corridas que daba y al final de las mismas los restregones contra cualquier piedra u objeto punzante con el que se encontrara, eran alarmantes.


No desaparecieron los reznos a pesar de varios lavados. Lo único que conseguí es que hiciera mucho deporte. Vuelta a la cooperativa y explico el caso.
Póngale esta inyección y remedio santo.
Oiga, en la vida he puesto semejante cosa, aunque en su día estudié algo así como medicina naval.
Es muy fácil… Explicación al canto.
Pellizco en la piel del cuello, aguja paralela al suelo, pinchazo, atravieso su piel por dos veces y me pincho en el dedo gordo. A repetir la operación. Los aullidos del animal se escuchaban en la Conchinchina. Por supuesto lo tenia atado y bien atado.
De remedio santo nada.
Hablo con un veterinario que cada cierto tiempo aparece por aquí y me dice: es inútil, hay perros que tienen una sangre exquisita para esos bichejos, y el tuyo la tiene, así que como no sea que todos los días, a base de pinzas, lo desparasites, siempre estará lleno de ellos.
En esas estaba cuando por aquí aparece la gata. La gata que era experta en cazar iguanas dice que eso es mucho deporte y decide comerse el pienso del perro (ley del mínimo esfuerzo). Pero aquí no acaban las desgracias del pobre. Yo tenia asumido que la cadena de poderío era perro/gato/ratón, pero no, la gata ha desplazado al perro. O será que esa cadena es hembra/macho. No hay forma de que entre en esta casa mientras este la gata y siempre lo esta. De aquí no hay quien la eche.

El pobre perro a pesar de no recibir recompensa, o quizás la de las caricias sea suficiente, me sigue acompañando, aunque a la vuelta se queda en su casa.

Búsqueda en Google de:

De brujas y escobas


Que la historia la escriben los vencedores es harto sabido, y por citar un ejemplo reciente e incluso de plena actualidad, me referiré a Guantánamo. La desinformación que tenemos sobre el tema al menos para mi es acojonante. ¿Qué dirá sobre él la historia musulmana (que no mahometana)?
En lo referente a la historia oficial, hay casos de puta vergüenza y hace poco me réferi a uno precisamente del país en el que me encuentro. Que en la historia del mismo no hay héroes ni hazañas dignas de mención, pues se inventan, lo inventado lo enseñan en las escuelas e incluso lo hacen fiesta nacional y todos tan panchos.
Dejemos la historia y continuemos con los latiguillos que nos han grabado en el cerebro a través de los medios de información con unos intereses creados, de vete a saber quien (aunque en algunos caso están clarísimos). La lista seria interminable pero también recurriré a algunas de actualidad: Pandemia marrana, pandemia aviar, agujero de ozono, calentamiento global, relación tabaco cáncer de pulmón, y no acabaría.
Por la web, circulan dos personajes, Guaicaipuro Cuauhtemoc (que no existió) y el Jefe Seattle (este si existió, pero los ecologistas lo tienen como bandera por un mas que dudoso discurso), de los que, en especial el primero, me han hecho sudar lagrimas de teclado (que no de sangre, ni de tinta) con un supuesto escritor (así se autotitulaba él) venezolano ante su insistencia en que si existió y mis demostraciones de que no (el final fue un para ti la perra gorda por mi parte). Pon cualquiera de estos nombres en un buscador, y encontraras información hasta el tamaño de su miembro viril.
Sigamos con la literatura, en este caso infantil. El por qué todos los cuentos de príncipes azules (Blancanieves, La bella durmiente, Cenicienta) acaban en boda como final feliz y no en la cama (si lo estas pensando, no soy ningún obseso sexual). En el caso de Blancanieves, habría que leer las otras versiones que por ahí existen de sus relaciones con los enanitos.
Creo me perdí.
Si, pensaba hablar sobre las brujas, las escobas y de volar. Estas tres palabras, en realidad están muy relacionadas, pero si nos mencionan a una bruja, la imagen que rápidamente se nos viene a la cabeza es la de una señora fea (otras historias tradicionales de brujas hablan de mujeres increíblemente hermosas), con un sombrero ridículo y por supuesto cabalgando/volando sobre una escoba, y al parecer las brujas ni utilizaban tal artilugio como si de un Airbus se tratara, ni los vuelos eran aéreos.
Que en los aquelarres, usaban alucinógenos [también al parecer los extraían de sapos (sapos, brujas, ¿te suena?), aunque citan otros muchos] es un hecho demostrado, y que para alcanzar el éxtasis durante el rito no se podía calcular con exactitud la dosis (una cantidad letal estaba muy cercana a la dosis de uso), por lo que era muy peligroso administrarlas por vía oral, así que los alucinógenos se aplicaban en forma de ungüento por vía vaginal [también se habla de anal (supongo que en este caso serian brujos)]. Doy por supuesto que en aquella época no existían los Sex Shop, y también que una herramienta a mano de cualquier mujer, fuera bruja o no, era la escoba, así que ya tenemos la primera relación bruja/escoba.
Ya en 1451 Alfonso de Torado, obispo de Ávila, sugirió que los vuelos de las brujas no eran sobrenaturales sino efectos alucinatorios de las drogas, de sus brebajes, un juicio asombrosamente exacto para la época.
Ya cerramos el círculo.
¿Satisfecha?..¡So curiosa! Hay mucha mas información.

Búsqueda en Google de:

El otro miedo. Salir de un falso mundo que te has fabricado


Se acerca el ocaso. En estos momentos, desde el asiento da la mesa que me ha costado trabajo encontrar (puñeteras fiestas, puñetera la llegada del turismo), lugar perfecto para ver mi puesta de sol, se que no le prestaré atención. Imposible abstraerme y bastante menos dejar mi mente en blanco.
Puto cerebro. No hay quien pueda con él.
Tengo in mente algo que quiero exteriorizar, y es lo que tiene a unas de mis neuronas haciendo la sinapsis a las equivocadas. Si tuviera mi puta computadora, me olvidaría del atardecer y este pensamiento lo transformaría en bit. ¿Y por que no lo hago en mi agenda? (folio con tres dobleces que siempre llevo en el bolsillo). Después de perdidos al río, así que lo saco y sobre la mugrienta mesa, me pongo a escribir.
Creo saber bastante sobre enfermedades de la mollera; precisamente el ultimo libro que he leído, trata de las mismas, y me encantó porque el psiquiatra que lo escribe, viene a decir que el no tiene ni puta idea de que van y las cuenta en supuesto. Bien, en mi subconsciente, por razones obvias, daba por hecho que la peor de todas es la depresión, pero en este momento tengo serias dudas. Motivo: he tratado con una persona que sin ella saberlo, o puede que si, tiene una muy seria y que intuyo debe de ser bastante jodida.
Hablo del miedo. No es enfermedad. El miedo es necesario; es una de nuestras defensas, la percepción de un peligro; pero no hablo del miedo normal, ni siquiera del pánico, del que estoy completamente seguro puede ocasionar la muerte (de pequeño lo sentí una vez hasta el punto de quedar paralizado, y si tardo unos segundos mas en reaccionar, no dudo que el paralizado hubiera sido el corazón), hablo de otro miedo.
Que el pánico te lleva a la muerte… ¿y qué? Estoy convencido de que cualquier martirio es bastante peor que la propia muerte en si, y del miedo que yo he conocido en esta persona te puede martirizar durante toda una vida, aunque no acepte que así sea.
Todos hemos pasado por reveses en esta vida, unos/as lo superan pero otros/as, por la causa que sea, los traumatizan, y no quieren repetir la experiencia y para evitarlo se fabrican un mundo en el que se creen a salvo. Tienen miedo.
Soy impenetrable.
Mi caparazón es muy duro.
Estas frases y una lista, que seria bastante amplia, no he parado de escucharlas estos últimos días.
En este caso en particular, el mundo que se ha fabricado, es muy altruista. Dan, o creen dar, todo lo que tiene por los demás. Es una buena escusa para justificar lo injustificable. Les viene de perlas, porque también, estoy seguro, tendrán sus momentos de lucidez y saben que se están haciendo daño, demasiado daño, pero rápidamente recurren al ¿qué seria de los demás sin mi? Posiblemente algún daño les hagan a esos demás.

Puedo asegurar y aseguro que intente acabar este escrito en la playa, pero me llegó una visita, a la cual no veía desde el año pasado y a pesar de verme escribir, no me dejaba. Conocía su debilidad, así que fui a traerle un Cacique con hielo y limón, pensando me dejaría continuar, pero inútil, cuando me di cuenta, las sombras habían llegado, por lo que lo dejé. Tengo serias dudas de en este momento saber transmitir lo que antes tenia tan claro.
Continúo:
El tiempo es inexorable. En esos momentos de lucidez que mencioné, también verán que los años no han pasado en balde y cosas que no han hecho, otra vez el dichoso miedo, les hace decir que ya no están en edad de hacerlas. Otro pretexto perfecto para encerrarse más en su mundo; en su caparazón. Están convencidas, aunque anhelen todo lo contrario, que es cosa de chiquillos. Y además, ¿que iban a pensar sus allegados? Pensaran que he estado fingiendo durante largos años, o también pueden pensar que estoy loco/a.
Estoy a punto de romper mi caparazón, se que ha pensado, pero paralelo a ese pensamiento esta el miedo y
hasta ahora ha podido mas este ultimo.
Ojala consigas vencerlo. Lo de que has desaprovechado una vida es seguro, pero te diré una cosa por si te sirve de algo: yo he, no ya desaprovechado, sino perdido diez de la mía, pero cuando sales, lo haces con tal energía que quieres sacar tajada no ya de un momento, no ya de una circunstancia, sino que al menos yo, cada mañana al abrir los ojos y ver la luz del día, mi primer pensamiento es: estoy vivo, tengo que aprovecharlo, y aunque no todo lo que deseo lo consigo, al menos lo intento; mañana los dioses dirán.
No me considero viejo para nada, menos tomar por el trasero, estoy casi seguro de poder hacer cualquier cosa que haga un joven (con esto no digo que todos los jóvenes quieran o hayan hecho semejante cosa). Posiblemente mas lento, pero lo haría, o al menos lo intentaría (repito, no lo de tomar por el culo).
Pienso que leerás esto. También se que sabrás perfectamente va dirigido a ti.
Bajo ningún concepto quiero hacerte daño, sino todo lo contrario.
Mucho me jodería también, que en caso de no gustarte lo que digo, te sirviera de pretexto para romper los platos con quien nada tiene que ver.
Deseo de corazón, pase lo que pase, te ubiques en el mundo que mejor sea para ti y por favor, cuando digo para ti, no digo para los demás. No vuelvas a traicionarte.
Día que pase es irrecuperable, y al menos en la vida que a mi me queda, no me puedo permitir el lujo de desaprovecharlo. Mensaje subliminal.

He tenido serias dudas en etiquetar este escrito, así que he colocado las tres únicas que he usado desde que empecé este blog.

Añado este video, podrás comprobar, gracias a otra persona. Rompe tus cadenas.

Búsqueda en Google de:

Cadena alimenticia y el peine del río Pánica (que no de Chillida)


No es mucho lo que pienso escribir. A pesar de que mi medico de “losojos”, me dijo que los tenia perfectamente, la verdad sea dicha, cuando paso algún tiempo delante de la computadora, y a pesar de haberla puesto en 800 por 600 píxeles, me duelen, razón por la que procuro pasar el mínimo tiempo delante de ella.
Ayer cuando mi amigo Javier, venia de su venta de abalorios en el hotel, me dijo que junto a la desembocadura del Pánica, había un lagarto (cocodrilo) muerto. Ya había entrado la oscuridad por lo que deje para hoy el ir a verlo.
Los carroñeros hacen un trabajo rápido puesto que hoy ya le faltaba la cabeza y la cola. Al acercarme a él lo rodeaban los zopilotes, por lo que antes de que se fueran empecé a tomarle fotos a cierta distancia. El hambre debía ser mucha, en especial de uno de ellos, puesto que ya me encontraba a un par de metros de distancia y el seguía con su festín.



Con posterioridad me han dicho que unos escardan la lana y otros se llevan la fama, puesto que los que creo que de verdad hacen el trabajo de limpieza durante la noche son los pizotes (Alimentación: Pequeños vertebrados, frutas, carroña, insectos y huevos). La verdad es que no esperaba esto de un animal tan precioso.


Causa de la muerte del lagarto: Un personaje con su escuadra lo cosió a balazos.
A ojo de buen cubero, el diámetro del cocodrilo para nada era inferior a 60 cm.
A la vuelta fotografío unos hermosos palos, en este caso peinados por el río. Quizás en las imágenes no se vea como algo especial, pero en el lugar y desde diferentes ángulos, y con mucha imaginación, forman figuras preciosas. Me pregunto si Chillida no se inspiraría en algo similar para su Peine del Viento.



Valor tiene mi amigo Javier al atravesar todos lo días este río (ida y vuelta).

Búsqueda en Google de:

Más crónicas de Bahía Ballena. Pesca del camarón, huevas de dorado y el upe tico


Vuelvo a estar unos días sin acercarme por la computadora. No exactamente. Por aquí se ha corrido la voz de que con ellas hago milagros (para ellos, los habitantes de esta zona, los hago) y me están saliendo demasiados clientes, y la ultima ha sido la nieta de Betty, que me dice que la suya tiene un virus y que no le va, así que el por qué no me acercarme a su casa para ponérsela en orden. Me llego por allí y aquello no es un virus, es un laboratorio de esos que se encargan de hacer los de la fiebre porcina, aviar y demás bichitos (así los definió un ministro español) tan en boga. Veo que allí no puedo hacer nada, así que me la traigo, pensando en meterle un antivirus y actualizárselo, pero no acepta mi modem, así que termino por renovárselo cambiando los archivos dat del mío.
Leer el resto y ver algunas imágenesNo es para lo único que reclaman mis conocimientos de computadora e internet. Nelson ha estado dos veces a que le busque nombres de mujeres; la suya esta a punto de parir y están buscando uno original. La primera vez le imprimí un listado de un par de folios y la segunda suponiendo que la elección era complicada, al menos diez.


No acaba aquí la cosa. Williams, quiere que me meta en su cuenta de un banco de Estados Unidos porque dice que no sabe lo que esta pasando con su dinero que cada vez le ingresan menos. Lo convenzo de que si no tiene clave y demás no hay forma, pero eso no quita para que me pida un rojo (mil colones, o lo que es lo mismo 1,2 euros). Si no me lo saca no es feliz. Ayer fueron dos y el final es que acabo borracho perdido, durmiendo en la playa. Cuando esta bien bebido tira de tarjeta y al otro día no se acuerda, por lo que cuando va a pagar su alojamiento, él, lo único que sabe es que no tiene fondos para costearlo.
Hablando de los rojos que me ha pedido y que me ha prometido que me los devolverá. Tres son las mentiras del tico (son ellos las que las dicen, no se si orgullosos o riéndose de ellos mismos). Préstame dinero que mañana te lo devolveré, la puntita nada mas, y esta es el sarpe (ultima copa).


A Joan, aparte de haberlo dejado la mujer, también ha perdido el trabajo que tenía en la cooperativa. No se ha amilanado; una especie de fresquera (como las de llevar a la playa) en la parte trasera de su moto y a vender ceviche. Persona que ve andando o sentada para la moto y le ofrece su producto. Estaba promocionándolo en la puerta del Súper. Siempre me dije que la crisis no afectaría al personal en este país. Me admira la capacidad de supervivencia que tienen. Su imaginación para buscarse la vida es infinita.
Para los que no sepan lo que es el ceviche: En Costa Rica el plato incluye pescado marinado en , jugo de limón, sal, pimienta negra, cebollas finamente picadas, culantro y chiles finamente picados, ajo finamente picado. Se acostumbra servirlo en un plato con una hoja de lechuga o solo y galletas soda en el lado, como en México. Los condimentos populares son salsa de tomate y mayonesa o tabasco. El pescado típicamente es corvina, aunque el mahi-mahi o dorado, el tiburón, el marlin y la tilapia son populares. Así como los preparados de pulpo, ostras, mejillones, camarones o chuchecas entre otros mariscos, o la mezcla de todos los mariscos mencionados más camarones al cual se le llama vuelve a la vida.
Y ya que hablo de la venta ambulante, siempre, desde que estoy en este lugar, han pasado vendiendo sus productos, pero ahora es una verdadera invasión (supongo habrá llegado la crisis). Pasan con sus carros, normalmente un pick up, anunciando la mercancía por los parlantes y llamando la atención con una sirena tipo policía, pero no acaba aquí la promoción; varios de ellos no dejan de vocear al par del vehiculo, los mismos y sus precios, y no contentos, uno de ellos puerta por puerta pega un bocinazo de upe, forma que tienen de hacer salir a alguno de sus habitantes (algo así como ¡Ah de la casa!). Han sido muchas veces las que he preguntado de donde viene esta expresión y nadie ha sabido contestarme por lo que me he entretenido en averiguarlo.
La palabra “upe” proviene de emigrantes mexicanos que llegaron a Costa Rica a mediados del siglo XVIII. La virgen de los mexicanos es la de Guadalupe y se identificaban al encontrarse con sus coterráneos con ¡LUPE!.... pasando el tiempo esta expresión se extendió y quedo en upe…
Antes de irse a España a ver a su hija y de camino actualizar la visa, la canadiense había entablado amistad conmigo y después de su vuelta, la continua. Intercambiamos libros. Es cojonudo, que esta mujer sabe cuatro idiomas a nivel de lectura y si embargo aquí sobrevive de dar masajes en los hoteles. Me dice que va a dejar al negro (su compañero tico), porque ella ha intentado hacerlo mas responsable, pero que no hay forma. En eso le llevo ventaja: No fue mucho el tiempo que tarde en darme cuenta que lo peor que le puedes hacer a un tico es intentar hacerle ver que su forma de ver la vida no es la correcta.
En lo referente a separaciones. Leroy me dice que también se separó de la mujer.
Estaba solo viendo el atardecer y llega con su moto. Le pregunto:
¿Cómo es que no estas viendo el futbol? (Jugaba Costa rica en Uruguay)
Es que me espera mi novia
Vamos a ver, LeRoy, hace cuatro días que te separaste
Si, y al otro día ya tenia a mi novia. Una vieja; tiene sobre treinta años (aproximadamente será su edad)
Lo de separaciones y lo de los arrejuntamientos también se escapa a mis entendederas. Son muchas/os los que he visto por aquí. Tampoco veo que sea un trauma para los niños/as al menos de cierta edad.
Hacia tiempo que no pasaba tan asiduamente el carro de la policía. Los primeros días lo hacían con un solo foco (faro) funcionándole. Ya le funcionan los dos, pero ahora han dejado de hacerlo los pilotos de posición traseros. Si me creo al personal, esto lo hacen para pedirle a la gente para su reparación, ganándose algún dinero extra. Cierto o no, si es verdad que un día leí que la mitad de la flota de los vehículos de la policía de Puntarenas estaba fuera de servicio por falta de medios para su reparación. Siendo la causa la que fuere, mi gran pregunta es: ¿con qué moral pueden estos agentes decirles a alguien que están incumpliendo las leyes cuando ellos lo van haciendo?


Ya hace que amontonaron en la playa los palos que trae el río. Alguien dijo prendamos uno. Bonita fogata en medio de la oscuridad de la noche. Pensé en una buena sardinada pero por aquí ese bicho solo lo utilizan para carnada.



En el muelle veo llega una buena pesquera de dorado. Uno con un cuchillo le pega dos cortes, otro los arrastra hacia si, le mete las manos y los destripa, pero lo que me llama la atención es que nadie se entretiene en coger las huevas. Conozco al destripador y le digo que me de algunas. Aunque le hago perder un poco de su tiempo, lo hace.
Siempre he sido un negado para la cocina. Busco en internet su preparación. Diez minutos en agua en ebullición con unas cucharadas de vinagre para que no revienten y ya al acompañamiento no llego, pero puedo asegurar que con un chorreón de aceite de oliva [tuve que ir a comprarlo (por aquí es un lujo)] y un poco de sal y estaban riquísimas. Se lo digo a Verónica y contestación: ¡Que asco!



Ha llegado el camarón. Es por estas fechas cuando suele hacerlo. Con este son dos los años que he presenciado su llegada. Ya el año pasado estaban extrañados del poco que había venido, y este tampoco ha sido bueno. La causa no creo que sea el tipo de captura; mas artesanal no puede ser. Me hablan que cogían sacos y sacos y que al meter las piernas en el agua parecía estuvieras en agua hirviendo, tal era la cantidad que chocaban contra ellas. También del peligro de ser pinchado por una ralla, las cuales también acuden al festín.


La gata ha tomado posesión de la casa y acabara comiendo whiskas.

Al volver a conectar mi computadora veo varios mensajes. Uno me ha hecho muy feliz. Espero no equivocarme.

Continuaré.

Búsqueda en Google de:

Prosperidad humana sin precedentes. El mundo mas feliz del universo


El progreso experimentado en todas las áreas importantes de la actividad humana ha sido fantástico. Nunca hemos vivido tanto como ahora (la esperanza de vida es el doble que hace cien años) y las mejoras han sido más pronunciadas en los países en desarrollo. La mortalidad infantil ha descendido drásticamente. En 1950, uno de cada cinco niños moría en los países en desarrollo, mientras que ahora solo muere uno de cada dieciocho (la misma proporción que presentaban hace cincuenta años los países en desarrollo). Somos más altos, más saludables y sufrimos menos infecciones. Ahora somos muchos mas y no porque hayamos empezado a reproducirnos como conejos, sino porque hemos dejado de morirnos como moscas.
También tenemos más comida que llevarnos a la boca. La proporción de personas hambrientas en todo el mundo ha descendido desde el 35 por cien de 1970 al 18 por cien actual, y se espera que esa cifra baje a un 12 por cien en el año 2010. Más de 2000 millones de personas tienen ahora suficiente comida, y la ingesta de calorías en los países en desarrollo se ha incrementado en un 38 por ciento.
Los ingresos, tanto en los países industrializados como en el mundo en desarrollo, se ha triplicado en los últimos cincuenta años, al tiempo que se han reducido los casos de pobreza. La distribución entre el mundo rico y el mundo pobre ha descendido ligeramente, y se espera que disminuya mucho más durante este siglo.
Ahora también disfrutamos de muchos más artículos de consumo que facilitan y mejoran nuestras vidas. La gente de los países desarrollados tiene frigoríficos, mejores casas, coches, teléfonos, ordenadores y videos. Los países en desarrollo también han mejorado sus bienes de consumo, pero mucho más importante es que cada vez mas gente dispone de acceso al agua potable, al saneamiento, a la energía y a las infraestructuras.
Ahora trabajamos la mitad de horas que hace ciento veinte años, y como además vivimos mas tiempo, tenemos mas del doble de tiempo para disfrutar.
La tasa de asesinatos ha descendido enormemente. Aunque se ha compensado por un incremento en la tasa de suicidios. También hay menos accidentes mortales que hace años.
Por termino medio ahora estamos mejor educados, y los países en desarrollo están alcanzando a los países industrializados en cuestiones de educación. El número de alumnos que reciben educación universitaria en los países en desarrollo se ha multiplicado por cinco.
En definitiva, un maravilloso e increíble progreso.

Es copia literal de la conclusión que hace Bjørn Lomborg a la parte segunda, El bienestar Humano, de su libro El ecologista escéptico (puedes leer un extracto bastante completo en Wikipedia).

Tengo que reconocer que en muchos aspectos lleva razón, han sido muchos los agoreros que han hablado del final del petróleo [desde que tengo uso de razón, siempre he escuchado demasiados pronósticos de que su fin seria en veinte años (ni siquiera, hasta donde yo he leído, menciona la curva de Hubbert) (lastima también que Gabriel Tobar, haya dejado de escribir en su blog)], del final de los alimentos (desde Malthus, han sido muchos los que también lo han predicho), de la esquilmación de los océanos, de la deforestación y de tantas otras catástrofes. Por cierto, el bombardeo con el que nos agobiaban los medios de comunicación sobre el agujero en la capa de ozono, ha desaparecido.
Él se basa en que la mayoría de los estudios se han hecho partiendo de uno preliminar, que todo el mundo ha dado por cierto sin investigar lo suficiente su veracidad, pero la verdad es que el también aburre al mas santo con tanto grafico (hechos por sus alumnos)
No es un libro de una sola lectura (en mi caso, de cada uno de los temas, procuro profundizar buscando el máximo de información), por lo que gracias a mi amiga casualidad, tengo donde ocupar las horas muertas durante bastante tiempo.
También es verdad, que nuestras percepciones sobre lo que ocurre en este mundo son muy limitadas, pero a mi nadie me podrá hacer cambiar sobre la vida que yo vi en una zona muy concreta del Mediterráneo y como se extinguió. Ni a los habitantes del pueblo que me encuentro, cuando hace pocos años junto al arbolito, cogían en un rato un saco de cambutes y ahora no se ve ni señal de ellas.
La tasa de asesinatos ha descendido enormemente. Aunque se ha "compensado" por un incremento en la tasa de suicidios. Al menos algo no va tan bien como este nos lo pinta. De la ingente cantidad de gráficos que pone en su libro, no hay ninguno que refleje la subida (¿exponencial?) de la depresión.
Algún día rebatiré alguno de los razonamientos de este libro. En mi mundo las prisas no existen.

Búsqueda en Google de:

A raíz de la muerte de mi madre


Mi agradecimiento a todas aquellas personas que a raíz de la muerte de mi madre y por diferentes medios han tenido la amabilidad de dirigirse a mi.

¡Gracias a todos!

Son varias las que se me han quejado de no asistir al sepelio por no haber tenido noticias de su fallecimiento, añadiendo que solo lo supieron por este blog. Vaya mi repulsa para aquellas que negaron esta información incluso a familiares muy directos. Sus mezquinos motivos tendrán.

Búsqueda en Google de:



Quien en mala sombra se cobija, al final se hunde. Árbol de Cabuya



ria desde los confines de una vida, con sentidos abstractos y buena parte 
Árboles, llenos de vida, edades diferentes y buen ejemplo a seguir. Antes que los animales, la vegetación era dueña del mundo. Símbolos de ecología, intentos de restauración, pero la tala inmoderada siempre lleva a la destrucción. ¡Pocos buenos árboles hay ya! ¡Todos por dentro empiezanse a pudrir!
Pero claro, entre tanta diversidad, existe aún un árbol firme en sus decisiones, sin ser descorazonado, y de ese es del cuál les contaré a continuación.

Su historia no puede ser la más feliz de todas, no podemos recaer en tanta fantasía, pero, para ser precisos, podemos decir que tuvo una historia difícil:

Él era un árbol el cuál tenía buenas hojas, unos tallos fuertes y unas raíces bien plantadas; no podría ser un árbol más perfecto.
Cierto día, conoció al árbol que pensó, acompañaría toda su vida.
Bella, distinguida, complementaria; lo que necesitaba.

Retoños emergieron ya después de una larga comunicación, felices eran la pareja de vegetales, despampanantes iban a todo lugar, entrelazadas sus ramas hasta el final, con unos buenos frutos en las copas, cómo prioridad, éstos árboles irradiaban bondad.

Tantos buenos frutos por dar, pero una enfermedad cayó al huerto. De repente, el árbol perfecto fue perdiendo su brillo inmenso; sus hojas se estaban volviendo amarillentas cual boca fumadora; sus raíces flaqueaban, persona escenofóbica ante una multitud magistral; todo le parecía gris, día nublado en el porvenir. Las ramas poco a poco se marchitaban, a la vez se quebraban aquellos lazos que parecían inmunes a cualquier mal augurio. Uno de los frutos abandonaba la copa puntiaguda, con las suaves hojas por el suelo, se iban a otro árbol, al árbol femenino.
¡Así pues! ¡El árbol perfecto empezó a tener muchas imperfecciones! Su postura no era la misma, torcido estaba; el fruto que con tanto esmero había protegido como su propia vida, al igual que esa entrañable compañera, se había esfumado cómo si el pasado fuera nulo.

Tiempo pasó, los frutos se convirtieron en árboles, que, con otros se fueron haciendo su propia vida estando lejos del huerto familiar, y la existencia del protagonista se fue desvaneciendo de cada alma por la distancia de por medio.

Los venidos en tiempos de felicidad, algunos tomaron malos rumbos, tal es el caso del fruto más alto, que, se entrelazó antes de tiempo y terminó mal su asunto.
Sin alguien perfecto quién diera su más sincero apoyo, no se hizo nada y la historia quedó inconclusa, hasta después de un lapso muy prolongado, dónde los pájaros trinaban las más dulces melodías, para el viejo árbol triste.

Sonriendo y dulce timbre de voz, exclamó:
-¿Qué vienen a hacer, bellas aves, por aquí, en mis oscuros ramajes?

Las voladoras coloridas y divertidas, exclamaron al unísono:
-¿Es que usted no ve, portador de buena madera, lo que debe ver? La naturaleza está a su esplendor; las flores titilan. Incluso son sus matices soñados; las golondrinas, hermanas mías, anidan por doquier para darle marcha al amor; el cielo ¡ni se diga! Más hermoso no podría estar. ¿Es que usted, no ha valorado la vida cómo lo que es, estando tan cerca del final?

-Tres veces ya han sido, pájaros insulsos, que de cuervos ustedes, tienen mucho. ¡Aléjense! ¡Váyanse de aquí! ¡Yo no los quiero ni los voy a pedir! ¿Es que ustedes no ven que ya no tengo nada? Mi amor partió, mis frutos se pudrieron, estoy solo en esta depresión.

-¡Olmo usted nada! No sea usted llorón, si ve las cosas de la vida con amarga visión, es seguro que usted sea sólo víctima sin redención. ¡No llore más! ¡Ya todo pasó! ¡Quizá nuevos aires le hagan falta!

-Oxígeno no me hace falta, mis hojas ya se fueron, imposible recuperarlas.

-¡Ingenuo árbol, valla a otro huerto nuevo, será todo mejor!

Y volaron las avecillas, vertiginosamente, dejando al árbol pensativo.

-Quizás ese montón de aves tenga razón- se dijo para sí- yo debo aplicar mi último esfuerzo para poder salir. Irme a otra parte, será mi principio del fin.

Partió, con su último ánimo, hacia otro destino.

Encontró, lejanamente, una tierra rica en nutrientes, dónde volvió a adquirir el brillo y fortaleza de cada una de sus partes, lejos de todos los daños abandonados de aquél huerto.
Pronto, se dio cuenta que estuvo perdido un largo tiempo, un tiempo que jamás podrá recuperar, pero que, sin duda, puede hacer algo en su lugar.
Recordó aquellos retoños de sus copas, se preguntó que pudo haber sido de ellos, cuándo los dejó y por qué lo dejaron. ¡Fuerzas sobraban! Sin una duda, una rama del fortalecido llegó al viejo campo de pasado ensueño, dónde encontró que, el árbol que amó, lo necesitaba una vez más.

-¡Pero un bledo! ¡Eso no importa ahora! ¡Abandonado me dejó, árbol ponzoñoso y conveniente! ¡Son mis frutos lo que más trascienden!- enfurecido le dijo, y alejose de ella, fue a la dirección de su querido retoño.

¿Venganza? ¡Qué va! Ya nada de ella le interesa más.

Al llegar, notó los goterones tristes en el rocío de las puntas finas hojeadas, en el árbol crecido, en el fruto de su amor pasado, sin torceduras, pero una herida sangrante en el fondo de su corazón.

-¿Qué te han hecho, hija mía?- doliente preguntó.

-¡Oh! ¡Padre! ¡Reconocible estás! ¡Apenas de bebé te vi así! ¡Era la copa, estaba en la copa! Y luego... Y luego me fuí... ¿Rencoroso estás tú? ¿Tengo que sufrir? ¡Tu ausencia no más! ¡Ya me duele! ¡Me has hecho mucha falta! ¡No debiera haber caído así, con un árbol torcido, apenas viviente de abono asqueroso!

-Vivencias dejan la distancia. No estoy molesto, quiero que mi sombra te proteja cómo a tus frutos, que, culpables no son de tanto desencanto. Haz vivido sufriendo sin mí, ahora te digo, que lejos del árbol torcido, aunque sólo una parte mía esté contigo, te cuidaré.

Y estrecharon sus ramas cercanas.


Si llegaste hasta aquí es porque te gustó.
No, esto no lo he escrito yo, sino mi amiga Diana. Ya en su día hablé de ella.
Tenia un boceto sobre lo que quería escribir y se me ocurrió lo que para mi ha sido un bonito experimento.
Diana… ¿El por qué no me escribes esta misma historia pero traducida a tu lenguaje?
Le encanta la literatura y escribe como los ángeles.
Le falto tiempo para decirme que si, y esto es lo que quedo.

¡Gracias, Diana!

La fabula de Diana es preciosa pero bajo mi punto de vista no queda clara la moraleja así que daré mi versión de la misma:
Primera: Quien toda la vida ha estado bajo la sombra de un árbol (sea este bueno o malo), y decide abandonarla, que nunca se queje de cómo le va y deje tranquilo al árbol que se la daba.
Segunda: Quien a la sombra de un árbol ponzoñoso y conveniente se arrima y encima cree que es un árbol que tiene buenas hojas, unos tallos fuertes y unas raíces bien plantadas, que tampoco se queje. Si además esa persona tuvo la oportunidad de crearse su propia sombra, aun menos.
El final para la segunda puede ser feliz, como muy bien describe mi amiga.


Diana Laura dijo...
¿Ves que las correcciones eran una acción absurda?

Una en vez de mi, dudo que halla más.



Búsqueda en Google de:

Aquellos años perdidos. Vuelta a la realidad y el mundo cibernético de los jóvenes. Diana




Cuando hablo con mi hermano sobre la corrupción que he encontrado en este país, me dice: tú has estado fuera de este mundo y ni te imaginas la que hay por aquí. No es él solo el que me lo ha dicho, ya mi amiga Bettina también me hablo del asunto. La verdad es que corrupción siempre la ha habido y la seguirá habiendo y ya anterior a mi enfermedad, salieron a la luz el caso Roldan y en especial el del hermanísimo, mas llamativa porque el tío había institucionalizado el reparto de canonjías, con despacho público y todo, a pesar de no tener ningún cargo oficial; simplemente era hermano del vicepresidente del gobierno. Ahora cuando escucho noticias de España son varios los políticos e incluso un presidente autonómico que están imputados por mas de lo mismo.
No es solo en el aspecto de la corrupción, en el que me dice que estoy desfasado, cuando le hablo del consumo de drogas en esta parte del mundo igual me dice que las drogas por allí circulan hasta en las escuelas, y cuando lo hago de guaro me recuerda el botellón que ya lo había antes de aislarme del mundo y que no solo persiste, sino que va en aumento.
Creo también haberme referido a la juventud que he encontrado en este lugar situado en el culo del mundo (Ver). Decía de ellos y sigo pensando que son muy pocos los que acaban el segundo grado de sus estudios (Está la escuela y el colegio, siendo este ultimo el que muy pocos acaban) y hablarles de la universidad es como hablarles del final de los mundos. Muy pocos acaban con un oficio reconocido y en especial las mujeres a muy temprana edad, quedan embarazadas acabándoseles no solo los estudios sino la misma adolescencia, por no hablar de su niñez. No se de ninguno que tenga idea de computación a pesar de que me han dicho que en la escuela tienen computadoras. Cierto es que también he conocido a las hijas/o de una amiga tica que empezaban con una computadora y con pasmosa facilidad no ya solo aprendían el teclado sino que a la hora de chatear intercalaban emoticones haciendo del idioma español uno mas bien extraterrestre (Amiga ىilvia, se perfectamente que lo que ocurra en mi pueblo no es indicativo de lo que pueda estar pasando en Costa Rica, y que un grano de arena no hace una playa, simplemente hablo de lo que veo).
Anterior a mi depresión era un adicto al trabajo, no veía mi entorno, por lo que tampoco recuerdo como era la juventud de mi país, aunque mi hija iba a visitarme al menos una vez a la semana y si veía a mi nieto ensestido (Esta palabra no existe en la RAE) con las Nintendo y con la computadora. Le llamaba la atención a mi hija diciéndole que era demasiado el tiempo que Jorge dedicaba a estas maquinas y poco el que dedicaba a jugar, según el concepto de juego que yo tengo.
Definitivamente, estaba cogiendo una percepción de la juventud, que en una escala del uno al diez, no sabría donde poner, puesto que no tenia otras referencias, pero por circunstancias extrañas del ciberespacio, entablo relaciones con una preciosa mejicanita, catorce años, que me tira por tierra todos los esquemas que sobre los adolescentes tenia. Primero que me llama la atención: Lleva tres blog a la vez, en el que uno de ellos hay que entrar mediante clave que solo ella conoce y la razón es bien simple, es su diario intimo. De los dos primeros, uno es su preferido y en el que más escribe, pero tanto en uno como en otro, destaca su perfecto conocimiento del español, su facilidad para la poesía y su ingenio en algunas de sus entradas, las cuales las trabaja haciendo verdaderas florituras.
Primera pregunta: ¿No le robas tiempo a tus estudios llevando tres blog?
Para nada, te aseguro que seré una buena doctora.
En determinado momento que chateaba con ella, notaba cierto retraso en sus contestaciones, no mucho, por lo que supuse que lo hacia con alguien mas, cosa que le pregunte. ¡Lo estaba haciendo con su amor cibernético, con otros tres amigos y yo hacia el de cinco! Pero aquí no acaba la cosa, también le estaba ayudando a su hermano pequeño a hacer los deberes. ¿Como narices se puede tener cinco conversaciones a la vez y cada una con un tema distinto? En mis tiempos uno de los métodos de selección de las secretarias, era por el numero de pulsaciones por minuto; ella las superaría a todas.
No, no chateaba con el típico lenguaje abreviado de los celulares, sino que ponía hasta el signo de interrogación al principio de la frase. Faltas de ortografía ni una, y si cometía un error en alguna palabra, falta de una letra, inmediatamente corregía, como pidiendo excusas.
En algo tiene que estar fallando la educación de mi amiguita, me digo, y me voy por otros derroteros: De todos con los que estas chateando quien ha sido el que te ha dicho la cosa más bonita.
Fulano con unos versos de Neruda. ¡Yo alucino!
Pero vamos a ver, le digo, no te hubiera gustado mas que te hubiera dicho…
Ahorita, cómo tú dices, somos precoces.
Si alguien le dice eso al otro alguien, la interpretación seguida es: "Quiero sexo, ven" (Sic)
La verdad es que hice el ridículo. ¡Perdóname!
Para mi es una superdotada.
Mi idea inmediata fue colocarla en el numero diez de la escala que antes mencione, pero rápidamente me hice muchas preguntas: ¿Qué harían estas/os chicas/chicos si desaparecieran las computadoras? Einstein no las tuvo, ¿Tendrían la misma imaginación/inteligencia? ¿Sabrían escribir su diario en un cuaderno? ¿Cómo seria la comunicación con sus amigos?.. El que estas maquinitas desaparezcan, ahora suena a chino, pero estoy convencido de que lo veré. Lo que es la computadora en si, podría trabajar con energía solar, pero es mucha la que se necesita para su fabricación, servidores y demás. Seria tema par otro escrito pero por si quieres ir adentrándote en él, pásate por la web de Gabriel Tobar
Veamos como lo ven otros respecto a los chicos cibernéticos:
Reconozco mi desfase. En primer lugar, no sabría puntuar cual es la mejor educación para la juventud, pero me sigo haciendo preguntas en caso que la educación del futuro sea a base de esta herramienta si es que ya no lo es:
¿Y los juegos? Si, aquellos en la calle como los del escondite, los del veo veo y los del futbol con una pelota hecha por ellos mismos, son igual que los de matar marcianitos o los bichos que sean, bien en la Nintendo o en la compu.
¿Hacen el ejercicio que deben?
¿Son las relaciones por internet tan saludables como el bis a bis?
¿Y los paseos por el parque?
No acabaría.
Por favor, dame un poco de luz. ¿Cómo ves el mundo que os espera?


Búsqueda en Google de:


Niños de la calle en un pueblo de Costa Rica


En mis tertulias de la playa, llegue a conocer a la gran mayoría de las personas de este pueblo en el que decidí asentarme en Costa Rica, hombres por supuesto, puesto que las mujeres solo aparecen por allí en caso de que vayan acompañadas por sus parejas, y cuando lo hacen no se sientan con los grupos de hombres, sino que lo hacen en mesas aparte o se acercan a la playa, o solas con su prole pero a horas mas tempranas de lo que yo lo hago.
Los ricos, ¿ricos?, una vez satisfecha su curiosidad de conocer a un extranjero que habla su mismo idioma y que no es gringo, han dejado de acercarse por mi mesa (para mi es un misterio donde se reúnen si es que lo hacen en algún sitio). También es verdad que hay otra clase, para mi indefinida, a los que saludo todas las tardes, siempre sentados a las puertas de sus viviendas y que la única forma de verlos en lo que llamaríamos el centro del pueblo es en la tienda de comestibles.
Hace algunos días, me encontraba solo sentado en mi mesa, cuando se me acerco un chaval de entre veinte y veinticinco años vendiéndome unas zapatillas que según él son las que vendían en un hotel cercano pero que él lo hacia mas barato. Me encanto su forma de dirigirse a mí y la forma de hacer sus ventas. Rebosaba amabilidad, simpatía, pero lo que mas llamo mi atención es su forma de vender el producto; se le notaba una gran experiencia en estas lides.
¿De donde eres? Le pregunto
De aquí del pueblo
No quieras engañarme como a un gringo, que conozco a toda la gente de aquí y a ti no.
Bueno, en realidad soy de San José, pero vivo aquí.
¿Dónde?
En una cabaña junto al cementerio.
¡No me digas que somos vecinos y no te conozco!
Es que llevo tiempo fuera del pueblo (Me explica que anduvo en los pueblos turísticos de las cercanías)
¿Vendiendo droga?
Mala cosa esa. No, he estado en la construcción, pero por allí se ha dejado de construir (Estalló la burbuja inmobiliaria) y por aquí tampoco hay mucho trabajo.
Tendrás pareja ¿no?
No en la cabaña en la que vivo, estoy con otro muchacho y alguna que otra pareja pero estas no son fijas
¡Una comuna... Vamos! No me entiende
Cada uno lleva algo al final del día y a mi me ha tocado hoy el pan
Termino dándole algunos colones y se despide de mí con su exquisita amabilidad
Ayer lo volví a ver y le falto tiempo para venir a saludarme.
Hemos congeniado.
¿Vendes muchas zapatillas?
No ahora estoy dedicado a la pesca del trasmallo, pero con el viento norte que sopla no podemos salir.
Me acercare por tu casa a veros
Mañana espero y tendré preparado un ceviche y un pescado para comérnoslo. Estúpido de mí que no fui. Tengo que reconocer, que dentro de su escasez, lo comparten todo.
Esta tarde se me vuelve a acercar y no tarda mucho en recriminarme que se quedo con el pescado preparado y se sienta con nosotros. Yo lo estaba con Javier, con Rolo y con Carlos. Viene con su amigo Yocsan. No eran conocidos para Javier ni para Carlos y al ver que conmigo hablaban como si nos conociéramos de toda la vida, ellos también tratan de investigarles. La acampada ha sido en el manglar, hay cocodrilos pero no les importa porque disponen de una escuadra y de un machete, todas las noches encienden unas fogatas y la policía ha estado varias veces para echarlos. Según deduzco la panga y el trasmallo también la han tomado “prestada”.
Que tiene en común este Diego con Nelson, Jose, Oscar, Edwards, Javier, Luis, Raquel y tantos otros con los que me relaciono. Todos han sido hijos de la calle.
¿Motivos por los que llegaron a serlo? Son muy diferentes las causas; a unos no los reconocieron los padres (el padre), quizás el motivo que mas dolor les causo entre todas las demás, en otros la miseria en sus casas, los menos eran unos personajillos que veían que en aquel ambiente poco progresarían así que se escaparon en busca de una vida mejor, maltrato por parte de sus progenitores y resumiendo cada uno arrastra una historia.
¿Como les fue en esa vida? Pasaron miedos (uno duerme con una pistola bajo la almohada a pesar de haber pasado muchos años desde aquello), vendieron flores, papas, lotería, emigraron a Canadá, a la mas cercana Panamá, a Alemania, trabajaron en la construcción, ganaron dinero, uno es, en la actualidad, dueño de un hotel de cabinas, pero los mas cayeron en la puñetera droga y aunque la mayoría están por dejarla, les ha hecho perder un tiempo precioso y a otros los veo de difícil recuperación.
En su conjunto personas maravillosas, desprendidos y como dije anteriormente, todo lo que tienen lo comparten. Los puedes soltar con los ojos vendados en medio de cualquier lugar de Europa y no solo no se morirían de hambre sino que se les antojaría que habian despertado en el paraíso.
Doy por supuesto que Costa Rica no es Brasil, ni tampoco mi pueblo es indicativo de lo que pasa en el país, pero investigo un poco y algo va mal. En primer lugar ninguno de los que he citado nació aquí, y si aquí han recalado estos en cuantos otros lugares lo habrán hecho otros. Busco estadísticas pero hacerlo por estos parajes es como encontrar una aguja en un pajar, , pero leo este que a mi al menos me ha puesto los pelos de punta.

Búsqueda en Google de:

Costa Rica el país más feliz de Hispanoamérica. Mapa de la felicidad en el mundo


Rosa me informa desde España que la Universidad de Leicester, en Inglaterra, ha realizado el primer mapa mundial de la “felicidad”. De los países de habla hispana, Costa Rica y Venezuela son los más felices, con el puesto 13 y 25 respectivamente del ranking (El descerebrado de Hugo Chávez esta contentísimo). De toda América solo es superada por Canadá en el puesto numero 10.
Después del tiempo que llevo en este país, como observador imparcial, creo conocerlo lo suficiente como para pensar si en él, la felicidad es sinónimo de pasotismo.
Hace unos días, concretamente el diecisiete, después de consultar la página web de Migración en la que me decía que los documentos consularizados en la embajada de Costa Rica en España, habían llegado, me llegue a San José con la único fin de recogerlos en una ventanilla y entregarlos en otra para por fin obtener mi perseguida residencia; pero si algo tiene que salir mal por supuesto sale y los documentos habían desaparecido. Mi indignación llego a limites insospechados (En su día será motivo de otro escrito) razón por la que he dejado este hasta que mis alteradas neuronas se calmaran.


Obsérvese fecha de solicitud y en estudio y finalizado
¿Son felices los habitantes de Costa Rica? Doy por supuesto que si. ¿Este es el tipo de felicidad, si es que hay clases de felicidad, que yo desearía? Por supuesto que no.
El pasotismo es un estilo de vida que requiere de un gran y constante espíritu de indolencia, y puedo afirmar que este estilo de vida el que se ha instaurado entre los habitantes de por aquí (Puedo asegurar que con mucha mas precisión me lo han descrito los propios ticos).
Seria muy raro que vieras a un tico trabajar en la construcción o en el campo. Su conformismo es desesperante, y puesto que de tontos no tienen un pelo, dan por supuesto una serie de cosas que van mal, como seria la corrupción a nivel generalizado (a los que más critican son a los políticos y a la policía) y la aceptan como mal consustancial del sistema.
Cosas para ellos nimias, como que el único cartel del embarcadero de los ferrys (si la RAE acepta ferry, no veo otra forma de poner el plural), rece como FERRY TO PAQUERA, o que todos los carteles de aviso de los hoteles (al menos de los que yo he estado, que no son pocos), estén rotulados en ingles y bajo los mismos, en caso de ponerlos, y en menor tamaño, en español, a mi me desesperan.
Saben perfectamente que en los autobuses no puede ir personal de pie y que van tantos como sentados; lo más natural del mundo. También saben que no se puede hablar con el conductor y hay verdaderos especialistas en mantener una tertulia con el chofer con todos los riesgos que ello conlleva. La mayoría de los autobuses no pasarían una inspección técnica por suave que fuera (piezas vitales amarradas con mecates o con cinta aislante). ¿Como no los detiene la policía de carreteras y pasan la inspección técnica? Si preguntas todo el mundo da por supuesto que esto es posible por las mordidas.


Y hablando de inspecciones técnicas: Pocos son los vehículos que la pasan. Voy a hacer un trayecto y tengo contactos a lo largo del mismo que me informan, via celular, si está la policía de carreteras. Que está, pues no pasa nada, se va mañana, por muy urgente que sea el trámite que se ha de realizar; el mundo espera.
En un organismo estatal (en su día diré cual), entre numero y numero, para el que has tenido que guardar una larga cola para obtenerlo, se cuelan unos señores/as que ninguno tienen, pero lo desesperante del caso es que hay un funcionario, su tarjeta de identidad colgada al cuello, organizando cuando y cuantos tienen que pasar ilegalmente; nadie protesta.


Un taxista me comentaba: En una empresa organizada nadie puede robar, a los políticos les interesa la desorganización del estado porque ellos son los primeros que roban. Le dije que esa opinión la iba a escribir y me dio su tarjeta para que diera todos sus datos. Este taxista no es feliz.
En kilómetros a la redonda de donde vivo no hay una sola librería; para encontrarla hay que atravesar el Golfo de Nicoya y curiosamente cuando la encuentras el mayor porcentaje de libros que se venden es en ingles. ¿Adquirir cultura? ¿para Qué?, van a ser más infelices.
Los monopolios hacen lo que les da la real gana, en especial el ICE. Hasta cinco días he estado con 50 Kbps, cuando lo que pago es por 4.000. Ya me he quejado de ello.
Me asombra el poco espesor de la capa de asfalto de la única carretera que por estos lares existe. Pues esas no son las características que en el gran cartel anunciador de la construcción de la misma decía, me comentan; se la dan al licitador que mas mordida, a cambio de que construya como le de la real gana.
Cuando hablo de corrupción parecería que es una palabra del lenguaje de la gente de la calle, pero no, puedes bajarte este pdf sobre Proyecto de Investigación Estructuras de la Opinión Pública. Encuesta sobre corrupción en Costa Rica 2006 - Escuela de Matemática, Universidad de Costa Rica.
¿Qué tal la pesca?, es una de las preguntas que suelo hacer cada día. Malo si me dicen que ha sido buena, porque lo que espero son unas borracheras continuadas hasta agotar las ganancias de la misma. Ven que la pesca se les agota a marchas forzadas; permiten unos trasmallos donde están prohibidos y la pesca de la langosta con aire comprimido, así que para una vez que es buena, ¡vive la vida!


La lista de la felicidad en este país seria interminable, y todo el mundo la conoce, pero como he dicho al principio la mayor parte de sus habitantes pasan de ella.
¿Como es posible que un carro, pero en especial los alimentos, estén tan caros o mas que en Europa? La única explicación que me han dado es el abusivo impuesto a que los somete el estado. ¿Pero a donde van esos impuestos? ¿Acaso a material escolar o a los uniformes de los niños? Pues no, se lo tienen que costear los padres. Todo el mundo lo ve normal en un país que ni siquiera tiene que costear un ejército. Conocer los presupuestos del estado, ¿y para qué?, si al final los políticos hacen con el dinero lo que quieren. Son sus respuestas.
Resumiendo, si nos atenemos a los parámetros a los que se atiene Adrian White para calcular la felicidad, la salud, la riqueza y la educación, no veo nada claro que por ejemplo Estados Unidos este por detrás de estos dos países.
Por favor, si te ha sentado mal este escrito, podemos debatir sobre el mismo como personas civilizadas y si tu opinión es valida ten por seguro la añadiré al escrito independientemente de que figure en los comentarios.

Búsqueda en Google de:

Etapas de mi vida que ningún bien me hacen


Etapas de mi vida que ningún bien me hacen
La verdad es que me lo esperaba. Esta mañana al despertarme, solo poner los pies en tierra, sabia que no estaba bien, aun así decidí dar mi acostumbrado paseo con los perros. Jamás se me ha hecho el camino tan largo. Cuando volví, ya no era el cansancio integral el que tenia, sino que noto que la ansiedad me va en aumento hasta que empiezo a rabiar. Quiero ponerme delante de este aparato, pero el cuerpo solo me pedía cama en la que al final acabo. Pastilla de Trankimazin bajo la lengua y a seguir con mi dolor del alma hasta que poco a poco me va haciendo efecto y acompañado del cansancio, hace que me quede dormido. Me acabo de levantar hace poco, he pensado en tirarme a la piscina, pero ni fuerzas tengo. Tampoco he comido, pero eso me da igual; malditas las ganas que tengo de hacerlo.
Ahora reflexiono: No me podía haber apañado con el ordenador como lo tenía. El por qué esa maldita obsesión mía por la perfección. El por qué cabrearme por unos personajes amorales a los que ya tenia que tener borrados de mi mente. La verdad es que pienso que si sigo con esta forma de ser, ni el irme a Centroamérica, me va a reconciliar con mi espíritu. Lo primero que me voy a topar es con la cruda realidad de la pobreza y todas las consecuencias que lleva consigo. Si sigo con esta forma de ser y me irrito contra los sinvergüenzas que a nivel mundial la provocan, no voy a conseguir ninguno de mis objetivos. Puede que sea bueno que me haya pasado aquí, y me sirva para ir cerrando etapas de mi vida que ningún bien me hacen y aprender a encarar las contrariedades bajo otra perspectiva.

Búsqueda en Google de: